La caravana de migrantes: aspectos ocultos y escenarios.

Blogging Profesional & Creativo

La caravana de migrantes: aspectos ocultos y escenarios.

7 noviembre, 2018 Actualidad El Salvador Estados Unidos Guatemala Honduras México 0
Caravana de migrantes

La Caravana de migrantes: aspectos ocultos y escenarios.

Los hechos.

El mundo estuvo en vilo cuando el 29 de octubre de 2018 una caravana de migrantes; conformada por miles de ciudadanos de países centroamericanos  ingresaba a México para atravesar este país con destino a Estados Unidos; fue enfrentada por fuerzas del seguridad del saliente gobierno de Peña Nieto.

Las imágenes dramáticas del enfrentamiento se viralizaron en las redes sociales, y mucho fue lo que se dijo de la caravana de migrantes. Pero mas llamativa es la respuesta del presidente Trump que ha llegado a considerar a la caravana como una invasión contra el territorio de la Unión Americana.

Mientras los medios internacionales, a excepción de unos pocos como TeleSur y Rusia Today han informado sobre este peculiar movimiento migratorio.

Pero que elementos se han ocultado sobre la caravana de migrantes, y cuales son los hilos de las tensiones geopolíticas y políticas que se mueven tras ella. Este post tratará de responder algunas interrogantes sobre el tema.

Principales actores.

Esta coyuntura como todas tiene sus actores sociales, aparentemente bien definidos.

Los migrantes

Los principales actores de la trama que se crea sobre la caravana de migrantes son estos últimos, nacionales de países centroamericanos: hondureños, salvadoreños y guatemaltecos en su gran mayoría que deciden ir tras el sueño americano usando una estrategia migratoria distinta a la tradicional.

Por años el movimiento migratorio desde América Central hacia Estados Unidos estuvo determinado por la existencia de una red clandestina de trafico de personas hacia este último país, surgiendo la figura del mojado o migrante y del coyote, personaje dantesco del que hablaremos más adelante.

Ahora bien, sobre las causas o razones que han movilizado a esta masa humana organizada en caravana hacia Estados Unidos poco o nada se ha dicho. La retorica sobre las causas sólo mencionan el más imparcial de los casos motivos económicos debido a la pobreza de los países de origen de los emigrantes. En el peor de los casos, sobre todo en la retórica de la administración Trump se ha mencionado que la caravana es una de agresión contra el país del norte.

Es peculiar el dato de que los países de Centro América son los que poseen los Índices de Desarrollo Humano más bajos de la región, superando a Haíti; a saber Honduras 0.617, Guatemala  0.650, El Salvador 0.674 y Nicaragua 0.658. Por lo que se puede interpretar que son los países más pobres de America Latina.

Los gobiernos centroamericanos.

Al cotejar estos indicadores que hablan sobre la condición de vida de los habitantes de estos países con la naturaleza de las de agendas políticas y económicas se devela que dichas naciones de América Central, a excepción de Nicaragua gobernada por el sandinismo, son neoliberales, por ende, la migración puede tener como una determinante importante el elemento común de que la mayoría de los países de origen están gobernados por partidos de filiación neoliberal.

No se trata de naciones hostiles a Estados Unidos, por el contrario son países gobernados por partidos afines a la política estadounidense. En todo caso cuando la administración Trump enfila baterías contra los gobiernos de la región acusándolos de ser la principal causa de la inmigración ilegal a su país esta señalando a gobiernos aliados de su política internacional.

Lo que debería ser un posición soberana ante los señalamientos de ser los causantes del flujo migratorio ilegal es simplemente un intercambio de notas diplomáticas de protesta, de estos gobiernos, ante los señalamientos de la Casa Blanca.


La administración Trump.

En este punto la administración Trump juega un papel crucial en el manejo de la coyuntura aprovechando la situación para acrecentar el discurso xenófobo y anti emigrante creando implicaciones hacia la opinión pública estadounidense, en especial hacia el sector identificado con la derecha de este país. Punto de vital importancia si se considera que esto se da en el contexto de unas elecciones parlamentarias en las que demócratas se enfrentan no solo a los republicanos sino a los republicanos dirigidos por Donald Trump.

Como ya se dijo, la administración Trump, en la voz del mismo presidente de Estados Unidos ha amenazado y acusado de corruptos a los gobiernos centroamericanos en especial sobre el mal manejo de las ayudas económicas que Estados Unidos da estos países en los planes ejecutados para el desarrollo.

Pero lo que obvio Trump es que estos mecanismos de ayuda son ejecutados por la USAID siguiendo pautas establecidas en las que quien ejecuta estos presupuestos son los mismo entes de Estados Unidos y figuras privadas conocidas como ONGs.  En síntesis, el fracaso de los planes de desarrollo ejecutado por Estados Unidos en los países de origen de la caravana de emigrantes es responsabilidad de las agencias estadounidenses y de los operadores privados subvencionados para tales fines.

La derecha estadounidense.

Por su parte el discurso xenófobo anti emigrante, regido por la figura del antiamericano produce el efecto deseado en la opinión pública estadounidense, en especial en la que ha sido alineada por este tipo de discursos desde la campaña electoral iniciada y ejecutada por Trump en su carrera hacia la casa blanca.

Ahora enfila baterías para el control del parlamento lo que pone la correlación política de Estados Unidos a favor de la más reaccionaria derecha estadounidense.

Dentro de las implicaciones de la caravana de migrantes esta el hecho que ella justifica aún más la construcción del muro en la frontera sur, pero más preocupante aun es la ejecución del próximo presupuesto del departamento de Estado para America Central. En dicho presupuesto se establece

“Estrategia de los Estados Unidos para América Central ($ 270.6 millones de dólares): la asistencia apoyará los objetivos de la Estrategia de los Estados Unidos para América Central para asegurar las fronteras de los Estados Unidos, disuadir la inmigración ilegal y la trata de personas, crear socios estables y seguros, y mejorar las oportunidades para las empresas de los Estados Unidos. Para aumentar la prosperidad, las actividades mejorarán el clima de negocios e inversión; ampliar el acceso a los mercados y servicios financieros; construir una fuerza laboral calificada; y promover alternativas de educación para jóvenes en riesgo. En apoyo al buen gobierno, las actividades mejorarán la rendición de cuentas; mejorar los esfuerzos contra la corrupción; facilitar la descentralización; fortalecer la generación de ingresos y la recaudación de impuestos y mejorar el sistema de justicia juvenil. Sobre la base de modelos exitosos, los programas apoyarán un enfoque integrado para la prevención de la violencia dirigido a las comunidades de alta violencia y alta migración.”

Se pudiera creer que este presupuesto, de un total de  515,9 millones de dólares para el hemisferio tiene como objetivo influir en la situación de Nicaragua, pero si se conjuga esto con la caravana de migrantes entonces tenemos un escenario en donde queda justificado por completo la intervención de todo el gobierno estadounidense en Centro América.

No es la primera vez que Estados Unidos se crea un enemigo peligroso en esta región, ya lo hizo con la Guatemala de 1954 cuando Jacobo Arbens fue derrocado por considerarse un enemigo peligroso para Estados Unidos. Ahora, desde la lógica de la actual derecha estadounidense se puede considerar que la región equivale a un peligro inminente para el estilo de vida norteamericano, y para la integridad de su territorio, por ende esta justificado intervenir en estos países.

El gobierno mexicano

En medio de esta coyuntura, y no con poca importancia se encuentra México cuyo papel no es de ser solo el país de tránsito para la llegada de la caravana desde América Central hasta Estados Unidos. En la nación azteca se suma un interesante componente político, se trata de la transición entre el saliente gobierno del PRI de Peña Nieto y el electo gobierno del novísimo partido MORENA con Andrés Manuel López Obrador a la cabeza.

Para Peña Nieto la caravana de migrantes es un problema pasajero del que deberá responder su sucesor, más cuando no se trata de una sola caravana, sino de varias de estas modalidades de trafico migratorio que entran a territorio mexicano y que colocan al nuevo gobierno en el centro de un problema que México no causo, pero por el cual debe responder pagando el muro de Trump.

De igual manera, para AMLO la caravana es su primer reto geopolítico, deberá enfrentar esta crisis migratoria bajo los señalamientos de la administración Trump contra su país.

Cabe destacar que uno de los factores de los que poco se ha dicho sobre la caravana de migrantes es uno de los afectados directos de esta modalidad migratoria, se trata de los sectores dedicados al trafico humano hacia el norte. Estas mafias, muchas de ellas vinculadas a los carteles del narcotráfico pudieron haber actuado aun fuera del territorio mexicano para impedir la formación de la caravana, debido a que sus intereses económicos quedan afectados por esta modalidad pero o no lo hicieron o si actuaron no lograron controlar la caravana.


Escenarios


En el desarrollo de los hechos entorno a la caravana se pueden proponer algunos posibles escenarios.

Primer escenario.


En el primero de ellos la caravana de migrantes trata de ingresar a Estados Unidos y la administración Trump cumple su amenaza de detener a sangre y fuego lo que considera una agresión contra territorio estadounidense. Esto le permitirá poder ejecutar la agenda de políticas migratorias que conllevaría, entre otras, con la anulación de la nacionalidad estadounidense para los hijos de inmigrantes ilegales en su territorio.

La ejecución del presupuesto e incluso del aumento de este y una posible orden ejecutiva de Trump declarando amenaza inusual y extraordinaria al flujo migratorio que parte de América Central pasaría a determinar la eventual militarización de toda la región, toda vez que las acciones para derrocar al sandinismo en Nicaragua no tuvieron el efecto deseado, y por ende no se ha logrado detener los planes de construcción de un nuevo canal en este país lo parte de China.

La intención de unificación de la opinión pública estadounidense sobre la existencia de un enemigo común es el paso previo para acciones bélicas de Estados Unidos.

 Segundo Escenario.


La caravana de migrantes se disgrega al llegar a la frontera de México y Estados Unidos, haciendo más difícil el enfrentamiento y facilitando el ingreso de los migrantes por múltiples vías de acceso.
Esto no disminuiría el discurso anti inmigrante y los planes de control de Centro América se ejecutarían según lo pautado por la administración Trump.

 Tercer Escenario.


La caravana de migrantes se disuelve por la acción política de factores a lo interno de México, logrando evitar el enfrentamiento. El gobierno de Trump pierde sus argumentos para la ejecución de su política de control de la inmigración.






Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *